ARTÍCULO: «Mastercard por fijación de tasas de intercambio: «Tiene que existir un equilibrio»»

El máximo representante de la empresa en el país señala que en los mercados donde hay una libertad de fijación de tasas de intercambio, es decir que no han sido impuestas por la autoridad, han visto beneficiadas sus dinámicas de expansión en medio de pago.

Aumentar la penetración de medios de pago desde el actual 36% a cerca de 50%. Esa es una de las metas que tiene en mente Mastercard en Chile, según cuenta su gerente general, Patricio Sandoval. Con este desafío en mente es que la firma fijará su tasa de intercambio luego de que Santander anunció que no renovará contrato con Transbank.

“Queremos recoger de la mejor manera todas las preocupaciones que existen en el negocio emisor, los desafíos que hay en el negocio adquirente, y que se plasme en una tasa de intercambio que permita una expansión“, comenta Sandoval en Miami, hasta donde llegó para asistir al Mastercard LAC Innovation Forum 2018, tal como lo hace todos los años en esta fecha.

En la conferencia anual de la compañía, que reúne a los líderes de medios de pago y tecnología -entre otros- de los bancos de todo Latinoamérica, Sandoval cuenta con orgullo que “en el mundo de crédito en Chile, cerca del 40% de las transacciones se efectúan con contactless.

En débito todavía sigue un proceso más retrasado, pero en definitiva, todo el mercado de Chile está cerca del 17% de transacciones sin contacto, lo cual sitúa al país como uno de los principales mercados en la región en adopción y uso de esta tecnología“.

¿A qué se debe esto?

-Comenzamos las conversaciones con las instituciones emisoras en Chile hace unos cuatro o cinco años, donde estaba el gran desafío de pasar de la emisión de tarjetas con bandas magnéticas, a una emisión de tarjetas con tecnología chip. Esa fue la primera conversación, y la segunda fue con Transbank para que comenzaran a incorporar esta tecnología.

¿Esto va a facilitar una mayor penetración de medios de pago?

-Hoy hay muchas categorías de comercios que requieren una transaccionalidad mucho más rápida, eficiente y de bajo costo, pero también hay clientes que requieren una experiencia de compra totalmente diferente. Ya se lanzó al mercado con Santander y Mastercard una wallet, la que va a permitir a los tarjetahabientes tener sus plásticos allí y no necesariamente tener que portar una tarjeta de crédito. Si alguien quiere tener este producto en un reloj por ejemplo, cuando salga a hacer ejercicio, ahora con su reloj va a poder pasar a los distintos comercios sin necesidad de portar una tarjeta.

En 2019 se va a producir un cambio en el mercado de pagos en Chile ¿esto puede aumentar la inclusión financiera?

-Yo creo que sí, la velocidad de expansión del consumo privado de los hogares que está presentando Chile va a en una muy buena dinámica, estamos llegando a cerca del 36%, nuestra visión es que el mercado debiera estar dentro de los próximos tres o cuatro años acercándose al 50%.

¿Qué está ocurriendo en Chile? Estamos teniendo la diversificación de la aceptación de los medios de pago desde la perspectiva de comercios, porque existe un Transbank, Compraquí y Multicaja, y probablemente en el futuro vamos a tener otros actores.

A propósito de Transbank, en países como Polonia, el regulador tuvo que pedir a los privados que se pusieran de acuerdo para fijar tasas de intercambio, o lo haría el mismo regulador. ¿Cómo está funcionando esta conversación entre los distintos actores en Chile?

– Son fundamentales las tasas de intercambio, pero tienen que reunir requisitos básicos. En primer lugar, deben representar la realidad del país. En segundo lugar, tienen que generar las dinámicas de negocio para que, por un lado, los emisores quieran seguir emitiendo tarjetas, y que respondan a la necesidad no sólo del negocio de crédito sino que también de débito y prepago, porque son negocios con driver de ingresos totalmente distintos. Por otro lado, que permita a los adquirentes poder seguir dando servicio a los actuales comercios, y también, desarrollar y hacer inversión en tecnología.

¿Ya tienen pensado cuáles van a ser las tasas?

-Como Mastercard no desarrollamos el interchange (intercambio) en forma directa, sino que nos concentramos a través de una empresa experta que ha establecido tasas para más de 30 países.

El Banco Central apuntó en el IEF que las tasas de intercambio deben mantener un equilibrio entre los distintos actores.

-Somos súper conscientes que tiene que existir un equilibrio, pero la tasa de intercambio es un componente de lo que estamos viendo mundialmente de todas las estructuras de servicio que proveen los adquirentes en el mundo.

Al ir más en detalle, en el caso de Chile, hoy un Multicaja o Compraquí tienen una diversidad de servicios por sobre lo que les ofrecen a los comercios, servicios que son remunerados, es la evolución y la tendencia que estamos viendo mundialmente, donde de alguna manera los adquirentes también tienen que desenvolverse en un mundo que está cambiando, y proveer no sólo el servicio de la captura de la transacción, sino que servicios complementarios a ello.

¿Entonces Transbank no va a ser inviable una vez que se fijen las tasas de intercambio?, porque la firma dijo que en algunas operaciones podrían salir perdiendo y quedar con números negativos.

– Es importante tener presente algo que es fundamental en el intercambio: una tasa de intercambio nunca va a ser mayor a una comisión de comercio.

El Central también apuntó a que sean los privados los que se pongan de acuerdo para que no entre un regulador a imponer una tasa.

-Todos los mercados del mundo donde hay una libertad de fijación de tasas de intercambio ha sido extraordinariamente beneficioso para que existan las reales dinámicas de expansión en la emisión y adquirencia.

El tema de intercambio es un driver fundamental, porque si por una parte se fija un intercambio que es muy alto, la institución emisora no necesariamente va a tener la intención de seguir emitiendo plásticos, los nuevos entrantes, por ejemplo, del mundo de prepago, que es un tipo de producto que tiene driver de ingresos totalmente distintos a los de crédito y débito, no necesariamente van a estar interesados, y por otro lado, si es al revés, los adquirentes tampoco van a tener los espacios para incorporar nuevas tecnologías, nuevos servicios que permitan de alguna manera expandir la aceptación a estos 700 mil comercios que quisiéramos tener en Chile.

Entonces, enhorabuena existan los intercambios de la marca A, B, C, Mastercard tiene una visión muy clara: teniendo presentes los desafíos hacia donde queremos evolucionar con la industria, fijar un intercambio que haga sentido para la evolución y para que exista mejor diversificación de oferta en la emisión y adquirencia.

Fuente: Pulso 02/12/2018

Benchmarking. Información de la competencia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.