ARTICULO: Cajeros siguen en mínimos históricos, mientras que comercios que dan vuelto suben 15%

En julio el número de dispensadores profundizó sus mínimos, al revés de lo ocurrido con los POS que dan vuelto en efectivo al momento de pagar con tarjeta en retailers, los cuales se han disparado en los últimos dos años.

El número de cajeros automáticos que hay en el país sigue cayendo. De hecho, en julio llegaron a un nuevo mínimo histórico desde que hay registro, tras anotar 7.469 unidades, lo que significa un retroceso de 3,3% en lo que va del año.

Lo contrario ha ocurrido con la cantidad de terminales de punto de venta (POS) que dan vuelto en efectivo al pagar con tarjeta en un comercio: según cifras de Transbank, si en diciembre de 2015 eran 7.044 puntos, para abril de este la cifra subía a 7.373, lo que representa un incremento de 4,3%.

De hecho, el aumento tendría directa relación con la disminución de los cajeros: la banca ha buscado canales alternativos de abastecimiento de efectivo en medio de los mayores costos que tiene para la industria el decreto 222 que implementó en 2013 el Ministerio del Interior, ya que tras la serie de robos de dispensadores ocurridos ese año, cambió el panorama para la banca, pues la norma los obligó a aumentar las medidas de seguridad ajustándose “a nuevos y más altos estándares”, debiendo cumplir con plazos para instalar sistemas de transmisión de imágenes, cámaras HD, alarmas, entre otras medidas.

La mayor cantidad de comercios que entregan vuelto al pagar con tarjeta, también se da en momentos en que el efectivo es el instrumento más usado del país como medio de pago (88%), aunque los cajeros automáticos (73%) siguen siendo el canal que más se utiliza a nivel nacional para este fin, según señaló en diciembre del año pasado la Superintendencia de Bancos e Instituciones Financieras (SBIF) en la ‘Encuesta de medición de capacidades financieras en los países andinos: Chile 2016’, en base a datos de Ipsos.

Con todo, más que el aumento en el número de comercios que da vuelto al pagar con tarjeta, lo que ha registrado una mayor alza es la cantidad de POS con el sistema Redcompra Te da Vuelto que hay en circulación a nivel país: los aparatos subieron un 15,7% pasando de los 22.441 que había a fines de 2015, a los 25.959 terminales registrados en abril de 2017.

Adicionalmente, Transbank en promedio ha logrado crecer por año en 2.314 cajas con Redcompra te da Vuelto.

“En 2015 los bancos sufrieron la crisis de los robos de cajeros automáticos. Una de las formas de colaborar con el acceso al efectivo fue reforzar el producto Redcompra te da Vuelto. Esto se hizo aumentando los puntos habilitados para este servicio, apoyando a los comercios con material POP, reponiendo la campaña publicitaria y ampliando el monto del vuelto”, comenta un informe de Transbank.

Por otro lado, pese a que los cajeros siguen teniendo mayor presencia en comunas del país respecto de los puntos que dan vuelto, la brecha se ha ido estrechando cada vez más: al cuarto mes de este año eran 314 las comunas que contaban con cajeros automáticos, mientras que eran 305 las comunas donde había disponibilidad para recibir vuelto con Redcompra (ver gráfico).

En ese sentido, la Región Metropolitana es la que tiene la mayor cantidad de Redcompra Te da Vuelto, seguida del Bio-Bío, Valparaíso y La Araucanía.

En esa línea, cada vez son más las personas que exigen este servicio: el número de locales promedio con transacciones con vuelto fue de 2.324 locales durante todo el año pasado, cifra que sólo entre diciembre de 2016 y abril de este año ya se había incrementado en un 3,1%, sumando un promedio de 2.395 locales.

Es más, Transbank advierte que el crecimiento anual de las transacciones es de 12,2% para Redcompra Te da Vuelto.

Para facilitar la disponibilidad de efectivo, la banca no sólo se ha centrado en los POS, sino que también en las corresponsalías, que tras la crisis de los cajeros registraron un aumento considerable, alcanzando a cerca de 35 mil puntos a diciembre de 2015.

Crisis de los cajeros queda en el olvido: disminuyen robos 

Han pasado tres años desde la crisis de los cajeros ocurrida en 2014, cuando el sector fue foco de fuertes críticas ante el mal servicio derivado de una ola de robos a dispensadores.

Hoy, el número de máquinas es incluso menor que en ese entonces, pese a que la situación es distinta.

Las tasas de disponibilidad (uptime) están por sobre el 95% (88% hace tres años), y la caída de ATM no está relacionada con sus robos, sino más bien con los altos costos que tiene para la industria poder instalar y mantener un cajero en funcionamiento.

De hecho, según cifras de la Subsecretaría de Prevención del Delito, en 2011 por ejemplo los robos consumados de dispensadores fueron 249, mientras que en 2016 esta cifra retrocedió a 76 tras las nuevas medidas de seguridad que tomó la banca luego de la crisis. Así, a abril de este año los robos consumados ascendían sólo a 14.

Por su parte, los cajeros siguen retrocediendo todos los meses, alcanzando mínimos históricos mensuales.

Benchmarking. Información de la competencia
Fuente: Pulso 10/10/2017